Habrá créditos en 2021; somos parte de la solución: ABM

Luis Niño de Rivera, presidente de la ABM, subrayó que pese a la crisis, hipotecas y créditos a empresas siguen al alza.
Luis Niño de Rivera, presidente de la ABM, subrayó que pese a la crisis, hipotecas y créditos a empresas siguen al alza. Foto Marco Peláez / Archivo

Julio Gutiérrez|La Jornada

lunes 28 de diciembre de 2020

Ciudad de México. La banca brindará créditos a toda persona que lo necesite y será otorgado en 2021, pese a las condiciones económicas que atraviesa el país por la crisis que ha generado la pandemia, afirmó Luis Niño de Rivera, presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM).

En entrevista con La Jornada, Niño de Rivera indicó que si bien este 2020 ha sido un año atípico, en el cual han caído ciertos portafolios de crédito, como el consumo, sectores como las hipotecas y el crédito a empresas siguen al alza.

Si los bancos han mantenido estables los índices de morosidad a lo largo de este año, en un entorno que se ha distinguido por la pérdida del poder adquisitivo de las personas, manifestó, es porque las personas han hecho frente a sus deudas y dado que las instituciones bancarias han creado mayores reservas.

El comportamiento del financiamiento, sostuvo el titular de la ABM, estará ligado a toda noticia que tenga que ver con la vacuna y algún antídoto que pueda dar mayor certeza en cuanto a los temas de salud se refieren.

A su vez, puntualizó Luis Niño de Rivera, los bancos fueron de los sectores que más apoyos dieron en los meses más fuertes de la crisis, con programas como el aplazamiento de pagos y ahora con las restructuras. Por ello, y los niveles de solvencia de estas entidades “la banca sigue siendo parte de la solución”.

–¿Cómo se afrontó desde la banca esta crisis?

–Tenemos que empezar por resaltar cuáles son las condiciones que tiene la banca en su conjunto: fortaleza financiera. En todas las crisis anteriores: 2008, 2001, 1997, 1994, 1977, 1976, los problemas económicos del país afectaron de manera relevante a la banca, en esta ocasión el gremio llega a esta desafortunada contracción económica tan severa como resultado de la pandemia en condiciones muy sólidas.

“El índice de capitalización está en 17.2 por ciento, el de morosidad en 2.1 por ciento con reservas de 80 por ciento arriba de ese nivel, o sea, 1.8 veces de cobertura y con 225 por ciento de liquidez.”

–¿Cómo se apoyó a las personas?

–Lo anterior es una posición muy sólida que nos ha permitido hacer varias cosas; la primera fue: reconociendo el impacto económico del segundo trimestre de abril a junio, vimos la necesidad de apoyar a nuestros clientes permitiéndoles un rendimiento de cuatro a seis meses de pagos de capital e intereses, eso dio una liquidez de un billón 100 mil millones de pesos en capital y 66 mil millones de interés; de hecho es una proporción muy elevada con respecto del PIB, estamos hablando de 4 por ciento más o menos, fuimos el sector que más rápido reaccionó y que más apoyó a su clientela.

“Pasados los diferimientos, había gran expectación y preocupación de mucha gente porque ellos se iban a convertir en cartera vencida y no iba a haber manera de recuperarlos, esa era la preocupación señalada por varios periodistas y lo que hemos visto con los 110 mil millones que hemos restructurado, es que la gran mayoría de los clientes que difirieron, regresaron a su programa de origen de pagos, al acuerdo que tenían desde el principio.”

–¿Hoy cuál es el balance?

–Estamos hablando que de estos 110 mil millones, la mitad (poco menos, 46 por ciento) son restructuras de empresas y 54 por ciento son familias que tienen que ver con micro crédito, consumo, tarjeta, hipoteca, estamos hablando de 782 mil clientes de la banca que están recibiendo ese nuevo esquema de apoyo a su liquidez y facilidades para que salgan de la situación en la que están.

–¿Qué es lo que hace la banca?

–Seguimos apoyando y respondiendo a todos los demás que tienen demanda por crédito. Otra cosa es el uso de tarjetas de crédito en El Buen Fin, que si bien fue menor al uso de plásticos de débito, también fue menor que el año pasado, pero de todas maneras, los que querían usarlas, las usaron.

–¿Se puede dar más crédito?

–Hay más acceso al crédito para quien tiene al corriente sus pagos, las hipotecas están creciendo de manera increíble a 9.3 por ciento a 10 meses de que arrancamos este problema, los automóviles con una demanda positiva de crédito, las empresas también; por consiguiente, seguimos atendiendo nuestro negocio en la demanda de crédito y dándole financiamiento a quien lo requiere.

“No cabe duda que hay otras partes que se han contraído, el consumo se ha caído substancialmente en créditos de nómina, personales, uso de la tarjeta y eso ha impactado al gremio porque se han bajado los ingresos de la banca considerablemente comparado con el año pasado, estamos todavía generando utilidades en el conjunto de la ABM, pero menores que el año pasado.”

–¿Qué pasará el año que entra?

–Es muy de anticipar porque el año que entra tendrá dos caras, caminos y no sabemos por cuál se va a ir, se puede ir parcialmente por uno y luego transitar por el otro, ¿a qué me refiero?, a que el impacto de la vacuna o del antídoto es fundamental para el desempeño económico del país.

“Si podemos vacunar a toda la población en el primer semestre, el año tendrá una buena segunda mitad, porque quiere decir que vamos a poder salir a retomar toda nuestra actividad económica, recuperar la productividad.

“Se habla de la posibilidad que en mayo tengamos un antídoto, no sólo una vacuna. El antídoto también sería extraordinario porque ya le da a uno la certeza de que en el momento que contraiga el virus, lo puede atacar con ese antídoto.”

–¿A qué se le atribuye la baja en la morosidad?

–A que todo aquello que se pensaba se iba a convertir en cartera vencida, está resultando incierto, las personas que tienen crédito, están haciendo frente a sus obligaciones porque su situación económica no es tan delicada y también, la banca ha creado 39 mil millones de reservas adicionales que nos permiten hacer frente a la cartera vencida.

–¿Considera que ha pasado lo peor para el negocio?

–No puedo decir eso porque no tenemos certeza de qué pasará en 2021, de las vacunas y del antídoto, si seguimos confinados, la economía no va a crecer.

“El efecto retardado de una contracción prolongada no lo hemos vivido en mucho tiempo, hemos tenido recuperaciones casi siempre y ésta no se está dando así, si se prolonga más la contracción y se tarda más la recuperación, afectará a más empresas y personas. Nosotros estamos creando reservas adicionales porque no tenemos certeza de lo que va a pasar, no le puedo decir si lo peor ya pasó, no lo sé.”

El presente artículo es propiedad de La Jornada.

Gutierréz, J. (2020). Habrá créditos en 2021; somos parte de la solución: ABM. La Jornada. Recuperado el 28 de Diciembre del 2020 en: https://www.jornada.com.mx/notas/2020/12/28/economia/habra-creditos-en-2021-somos-parte-de-la-solucion-abm/