De la pandemia a la sindemia; mexicanos pierden calidad de vida

Debido al coronavirus, otras epidemias se avivaron, lo cual obliga a las autoridades a desarrolar una visión más amplia, que abarque educación, empleo, vivienda, alimentación, seguridad y salud mental en beneficio de todos

Mientras aún se batalla contra el coronavirus, otros problemas cobraron fuerza en el país: la violencia de género, las adicciones o la deserción escolar.

LAURA TORIBIO | Excelsior

CIUDAD DE MÉXICO | Jueves 25 de Febrero del 2021 | 5:58am

Aun año de la llegada del virus SARS-CoV-2, México ya no sólo vive una pandemia a causa del nuevo coronavirus, sino una  sindemia de males que amargan la calidad de vida y bienestar de la  población.

Mientras aún se lidia con covid-19, otras epidemias ya existentes han cobrado fuerza.

Violencia, consumo de sustancias, problemas de salud mental y males crónicos descontrolados son sólo algunas de las otras epidemias que junto al nuevo coronavirus  golpean a los mexicanos después de 12 meses.

Además, muertes maternas, embarazos no planeados, crisis económica y pobreza.

“La palabra sindemia nos va acompañar de ahora en adelante. Es momento de darnos cuenta de que vamos a estar viviendo, por ejemplo, con muchos más problemas de salud mental que se perpetúan en este efecto sindémico al resto de las epidemias; que haya más depresión alimenta mayor consumo de sustancias, eso, a su vez, nos lleva a problemas de baja nutrición, baja productividad, bajo deseo de permanecer en la escuela, abandono escolar. La palabra sindemia nos va a acompañar durante los siguientes años y no podemos decir ya pasamos una pandemia, hay que acostumbrarnos”, advirtió Carlos Contreras, investigador del departamento de Sociología de la licenciatura en Psicología Social de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

Con todas estas problemáticas, la calidad de vida de los mexicanos va en picada, alertó  Felipe Gaytán, especialista en sociología e investigador de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad La Salle.

“Vamos a ver gente que no va a hacer su trabajo, va estar distraída, no va rendir lo que quiere, nuestra calidad de vida va estar mermada porque vamos a tener padecimientos, miedo, angustias, neurosis, y eso impacta en el bienestar; ahora ya está otra pandemia, que es la de la  salud mental”, comentó.

De acuerdo con datos de la Facultad de Psicología de la UNAM, la violencia en los hogares, el consumo de sustancias sicoactivas y la tristeza profunda son las principales condiciones de riesgo a la salud mental que se han identificado en lo que va de la pandemia.

“La prevalencia se ha mantenido en el caso de la violencia en el 25%; el 13% de las personas reportan un uso explosivo del alcohol, más de cinco copas en menos de dos horas, el inicio o aumento en el uso de tabaco u otras sustancias sicoactivas y en el caso de la tristeza profunda tenemos el 11% de la gente”, destacó Silvia Morales Chainé,coordinadora de Centros de Formación y Servicios Psicológicos de la Facultad de Psicología de la UNAM.

Desde el año pasado, desde diversos ámbitos científicos, se comenzaron a realizar llamados a los estados para  centrar el control de la pandemia de covid-19 a partir de un enfoque sindémico.

En septiembre, la revista médica The Lancet recuperó la noción de sindemia, un término concebido en los 90, para advertir que limitar el daño causado por el SARS-CoV-2 exigirá mucha más atención a las enfermedades crónico no transmisibles y a la desigualdad socioeconómica porque la búsqueda de una solución puramente biomédica fracasará.

“Acercarse a covid-19 como una sindemia invitará a una visión más amplia, que abarca la educación, el empleo, la vivienda, la alimentación y el medio ambiente”, plantea el artículo.

En México, la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim) se sumó al llamado para transitar a un enfoque sindémico que permita mirar cómo se interrelaciona la pandemia del nuevo coronavirus con las epidemias de obesidad, violencia sexual, violencia armada, desigualdad económica y abandono escolar.

“Debemos prever  qué tenemos y entender que no ha cambiado la epidemia de violencia, que  no cambiado la epidemia  de obesidad y sobrepeso; estamos entrando una epidemia de salud mental y posiblemente tengamos  presencia de enfermedades como las que tuvimos el año pasado, sarampión y otras, por falla en el abasto de cuadros de vacunación, todo esto en era covid; entonces, no va a servir solamente seguir pensando en vacunas  o en ponerse gel en las manos porque esto claramente va seguir teniendo escapes y va impedir que se logre el control”, dijo  Juan Martín Pérez García, director Redim.

Para los expertos consultados por este diario, la pandemia de covid-19 cumple un año en México en medio de un escenario complejo en el que otras epidemias se avivaron, lo que además de tener implicaciones funestas, tendrá consecuencias en la calidad de vida del mexicano.

“Antes de la pandemia la mitad de la población ya vivía en pobreza y este número va incrementarse, vamos a ver a más niños fuera de la escuela, a más personas sin protección social, con un impacto emocional tremendo y no hay que perder de vista que  esto tiene que ver con vidas, con proyectos de futuro  no es un tema de números”, concluyó Pérez García.

El presente articulo pertenece a Excelsior.

LAURA TORIBIO (2021) De la pandemia a la sindemia; mexicanos pierden calidad de vida. Excelsior. Recuperado el Jueves 25 de Febrero del 2021 en: https://www.excelsior.com.mx/nacional/de-la-pandemia-a-la-sindemia-mexicanos-pierden-calidad-de-vida/1434686