La fuerza de lo colectivo es para la defensa de la tierra: mujeres de la comunidad San Francisco en Chiapas

Redacción Desinformémonos

15 de abril de 2021

Ciudad de México | Desinformémonos. «La fuerza de lo colectivo es para la defensa de la tierra», aseguraron las mujeres de la comunidad de San Francisco, en el municipio de Teopisca, Chiapas, donde durante 25 años han gestionado su autonomía a través de colectivos de panadería, de hortaliza, plantas medicinales y milpa.

Con motivo del 102 aniversario luctuoso de Emiliano Zapata, el pasado 10 de abril, relataron que desde 1994 iniciaron con la organización de su trabajo, actualmente encabezado por 30 mujeres de la comunidad que se dividen en cuatro turnos.

Para el colectivo de panadería, explicaron, el trabajo de los hombres se limitó a la construcción de los hornos, mientras que son ellas quienes acarrean y rajan la leña, así como se encargan de «que todo el tiempo haya pan».

Añadieron que la organización de las mujeres en San Francisco también abraza la salud de la comunidad. «Tenemos un colectivo de hortaliza y otro nuevo de hierbas medicinales», con las que atienden y curan las enfermedades y malestares de la población, indicaron.

En un comunicado, las mujeres expresaron que su deseo es «que todas las compañeras seamos despertadas, que despertemos ya de ese sueño que nos tiene durmiendo el mal gobierno», así como que, junto con los hombres, se recuperen las tierras invadidas y explotadas por «los patrones» instalados en la comunidad.

«Nosotros venimos de la semilla zapatista porque desde ahí nace todo […]. Mientras estamos en esta lucha venimos siendo como la descendencia de Zapata que luchó por la tierra, para repartir a los pobres», explicaron de manera conjunta los hombres y mujeres de la comunidad, adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona e integrante del Congreso Nacional Indígena (CNI).

La lucha colectiva en San Francisco surgió de la necesidad de defender sus tierras y sus derechos como pueblo frente al olvido del gobierno y el abuso de los «patrones» sobre sus tierras. «Como campesinos indígenas de por sí hemos sido marginados, olvidados del mal gobierno, entonces entendimos que era necesario defender nuestros derechos, y al mismo tiempo defender nuestro territorio y también nuestras tierras. Porque esta tierra, nosotros como campesinos, como comunidad de San Francisco, a nosotros nos corresponde», aseguraron.

Con la organización para la defensa del territorio y la creación de los trabajos colectivos, subrayan, se ha construido «lo que llamamos nuestra autonomía, nuestro propio desarrollo que el mal gobierno nunca lo va a hacer para nosotros».

Por ello, los hombres y mujeres de San Francisco llamaron a las comunidades indígenas del país a que «sigan adelante defendiendo su territorio, sus derechos que tienen, porque el gobierno que tenemos en todo el mundo es el mismo capitalista que va para destruir a toda la gente pobre, a toda la gente indígena».

A continuación el comunicado completo:

A 102 años del asesinato de Emiliano Zapata, el 10 de abril 1919, las mujeres del grupo San Francisco, comunidad campesina del municipio de Teopisca, Chiapas, adherente a la Sexta Declaración del Selva Lacandona e integrante del Congreso Nacional Indígena (CNI), declararon que desean “que todas las compañeras seamos despertadas, que despertemos ya de ese que nos tiene durmiendo el mal gobierno”.

“La fuerza de lo colectivo es para la defensa de la tierra. Ya va más de 25 años, desde el 1994, que seguimos trabajando, estamos animadas en el colectivo de panadería, todo el tiempo trabajamos, somos como 30 mujeres divididas en cuatro turnos de trabajo y estamos viendo que todo el tiempo haya pan. Los hombres solo nos ayudaron a hacer el horno, nosotros acarreamos nuestra leña y la rajamos, es lo que hacemos”. “Aquí nos curamos con unas hierbitas, tenemos un colectivo de hortaliza y otro nuevo de hierbas medicinales”.

Una comisión de hombres que volvió del trabajo colectivo en la milpa concuerda con las mujeres reunidas. “El EZLN viene de la semilla de Emiliano Zapata, y la semilla más grande que hubo aquí en San Francisco es el colectivo de pan”. “Fue una base muy importante de las luchas que se han venido haciendo, y también los colectivos son una base para sostener la lucha. Desde luego tenemos un colectivo de milpa, y en 2012 cuando nosotros recuperamos otro predio, para seguir avanzando en los trabajos colectivos, pensamos hacer nuestro colectivo de ganado”.

“Aquí nosotros le decimos recuperación de tierras a lo que hicimos como grupo, pues digamos que nuestros abuelos fueron mozos y acasillados en estas tierras, pero los que decían que eran dueños de estas tierras no la trabajaban, el patrón no trabaja, sino que nuestros abuelos son quienes la trabajan, cortando monte para sembrar milpa para el patrón. Como que entendimos que sí teníamos derecho por ser hijos de los mozos. Desde ahí empieza los deseos y la necesidad de organizarse para recuperar esta tierra. Igual en 2012 la recuperamos y el ganado que tenía el patrón se le regresó. Nosotros dijimos que el ganado es del patrón y las tierras son de nosotros. No es que no pudimos agarrar uno es que no quisimos.”

“Como campesinos indígenas, de por sí hemos sido marginados, olvidados del mal gobierno, entonces entendimos que era necesario defender nuestros derechos, y al mismo tiempo defender nuestro territorio y también nuestras tierras. Porque esta tierra, nosotros como campesinos, como comunidad de San Francisco, a nosotros nos corresponde. Entonces por eso decidimos desde esos años empezar a organizarnos así hombres y mujeres y luego fuimos avanzando en defender nuestras tierras y construir trabajos colectivos, lo que llamamos nuestra autonomía, nuestro propio desarrollo que el mal gobierno nunca lo va a hacer para nosotros. Por esta razón lo comenzamos y es hasta donde vamos ahorita”.

“Más que nada, nosotros venimos de la semilla zapatista porque desde ahí nace todo, la idea de Zapata y del EZLN es la misma, y que también nosotros como CNI la tenemos. Mientras estamos en esta lucha venimos siendo como la descendencia de Zapata que luchó por la tierra, para repartir a los pobres. Si nosotros defendemos nuestra tierra no es para nosotros, es para nuestra descendencia. Todos debemos luchar por nuestra descendencia, no para lo personal. No luchar para uno, sino para los demás.”

“Como mensaje a los compañeros de México y de otros países, les decimos que sigan adelante defendiendo su territorio, sus derechos que tienen porque el gobierno que tenemos en todo el mundo es el mismo capitalista que va para destruir a toda la gente pobre, a toda la gente indígena y lo que dice es que está desarrollando económicamente pero es lo contrario porque está viendo de que entren las empresas transnacionales aquí en México y en Chiapas, van a venir de otros países para que saquen todos los recursos naturales que tenemos. Y eso es lo que estamos defendiendo nosotros y también que todos defendamos lo que nos corresponde como dueños cada uno de su propio territorio”.

San Francisco, Teopisca, 10 de abril 2021

¡Compas Arriba! / Radio Pozol

“El presente artículo es propiedad de Desinformémonos

Redacción Desinformémonos. (2021). La fuerza de lo colectivo es para la defensa de la tierra: mujeres de la comunidad San Francisco en Chiapas. Desinformémonos. Recuperado el 16 de abril de 2021, de https://desinformemonos.org/la-fuerza-de-lo-colectivo-es-para-la-defensa-de-la-tierra-mujeres-de-la-comunidad-san-francisco-en-chiapas/