Niños y niñas llevan sobre sus hombros los desafíos de las violencias: experto

Dra. Luz María Moreno Medrano, directora del Instituto de Investigaciones para el Desarrollo de la Educación (INIDE) de la IBERO y coordinadora del número LI-2 de la RLEE.

Ibero Prensa | Desinformémonos

—– | Viernes 25 de Junio del 2021 | — : —

Docentes y estudiantes dialogan acerca de ‘¿Qué sentido tiene hablar de violencia en educación?’, con motivo de la presentación virtual del número LI-2 de la Revista Latinoamericana de Estudios Educativos, dedicado a ese tema.

Sobre los hombros de los niños y niñas se están poniendo los desafíos de las violencias, simbólicas, materiales, económicas, laborales, de género y  de la diversidad sexual, señaló el Dr. Ernesto Treviño, académico de la Pontificia Universidad Católica de Chile, al participar en el diálogo ¿Qué sentido tiene hablar de violencia en educación?, organizado por la Universidad Iberoamericana Ciudad de México con motivo de la presentación del número LI-2  de su Revista Latinoamericana de Estudios Educativos (RLEE), dedicado a ese tema.

En su alocución, dijo que el número LI-2 de la RLEE da en el núcleo de uno de los desafíos que permanentemente se tienen en América Latina, el de los distintos tipos de violencias, que se materializan muchas veces en las situaciones educativas, pero que también superan  a las escuelas y al sistema educativo.

Una de las cosas que le llamó la atención en esta publicación fue el caso de las escuelas en Colombia, donde “se ve el camino de la selva como un camino de tristeza, de olvido, porque es el camino por el cual se ve partir a los compañeros, a los amigos, a los padres; y al mismo tiempo representa un gran sacrificio por parte de los niños, de los jóvenes, de las familias, un sacrificio de separación que es violento también”.

Una separación que además es necesaria, porque como algunos de los jóvenes dicen, es para no seguir siendo jornalero, para no tener que reproducir la situación de mis padres, refirió Treviño.

La Dra. Mercedes Ruiz Muñoz, investigadora del Departamento de Educación de la IBERO y editora Académica de la RLEE, subrayó que este número lleva a reflexionar acerca de la educación, la violencia, la paz, la compasión, el juego, la esperanza y, sobre todo, “la posibilidad de construir comunidad para dar acogida a todas y todos en un mundo tan cambiante, tan desafiante y en un contexto de violencia”.

Pero, ¿tiene caso hablar de violencia en la educación?; el Dr. Juan Carlos Silas Casillas, coordinador del Campo Estratégico de Acción en Modelos y Políticas Educativas del Sistema Universitario Jesuita (CEA-MOPE), cree que sí, que tiene mucho sentido, “sobre todo porque la vida cotidiana se ha enfrascado en este fenómeno de la violencia”.

Él, quien considera que habría que empezar a ver a la violencia y a la convivencia como antónimos, comentó que México es un país complejo, lleno de inequidades, asimetrías, tensiones e impunidades, que trastocan la vida de las personas y la relación que se da entre ellas.

Es así que la educación, que promueve aprendizajes significativos, “necesariamente deberá proponer vías para la prevención de la violencia”, e incluso en un entorno como el mexicano podría proponer vías para una gestión de los impactos de la violencia.

Para la Dra. Luz María Moreno Medrano, directora del Instituto de Investigaciones para el Desarrollo de la Educación (INIDE) de la IBERO, hay que identificar cómo se nombra a las distintas opresiones, para poder, en este número de la revista -que ella coordinó-, hablar de cuándo es violencia ocasionada por el narcotráfico, por la cuestión migratoria, por el racismo, cuándo es despojo y cuándo es violencia de género.

“En la medida en que podemos nombrar y visibilizar estos mecanismos, pues también nuestro reto, creo, desde la investigación educativa, es saber cómo investigar, cómo acercarnos a estos contextos que son tan complejos”.

¿Qué sentido tiene hablar de violencia en educación?

Agustín Solano, estudiante de doctorado de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), comentó que en el artículo Hacer escuela entre silencios. Docentes de telesecundaria en contextos de narcotráfico, que escribió en coautoría con la Mtra. Flor Trujillo Reyes, profesora de la Universidad Pedagógica Nacional-Ajusco, se analiza lo que ocurre en espacios escolares en zonas rurales de Guerrero.

En su trabajo tomaron como referente los testimonios de profesores que laboran en esas instituciones donde coinciden la escolarización y la guerra contra el narcotráfico -desatada desde 2006-. Los entrevistados mencionaron que a lo largo de sus años de servicio el narcotráfico ha estado presente en las zonas rurales, por ello conocen y asumen las condiciones de violencia que circunscriben su trabajo, el silencio -que modela su interacción con los estudiantes- y su posición como educadores ante los diversos acontecimientos que observan.

La escuela y la comunidad forman parte de una violencia sistemática que se reproduce constantemente y que va disminuyendo la voz y la autoridad pedagógica de los docentes al realizar su labor educativa”, subrayó Solano.

Agregó que hablar de la violencia en su artículo tiene que ver con visibilizar los efectos de la guerra contra el narcotráfico en las escuelas y entre miembros de la comunidad educativa, principalmente los docentes. “El sentido que tiene el hablar de la violencia en la educación, para el caso de nuestro artículo, es mostrar cómo da forma a las experiencias educativas. Al mismo tiempo, mostrar cómo los docentes asumen su trabajo de enseñar y no renuncian a seguir haciendo escuela”.

Colombia

La colombiana Yuri Páez, alumna de Doctorado en el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), consideró que vale la pena reflexionar cómo la violencia ha tocado la educación, por ejemplo, con la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa; los 14 mil niños, niñas y jóvenes retenidos por Estados Unidos en la frontera con México en el último año, muchos de ellos viajando solos desde sus países de origen.

Los mil 159 niños, niñas y jóvenes víctimas de minas antipersonas y restos explosivos en Colombia entre 1990 y 2016, muchos de esos restos dejados en inmediaciones de las instituciones educativas; los 160 millones de niños y niñas que trabajan en el mundo; y los mil 76 docentes que han  sido asesinados, los más de mil 800 desplazados, los 50 desparecidos, los 70 exiliados y los más de seis mil amenazados en Colombia en el periodo de 1985-2016.

En este contexto realizó una investigación en 2018-219 en dos escuelas rurales en Colombia -de lo que habla su artículo-, que tiene como centro la pregunta, cómo hacer escuela en espacios atravesados por conflictos que potencialmente amenazan el trabajo de la institución escolar.

Encontró que la violencia ha estado asociada a la precariedad o la ausencia del Estado. Esto quiere decir que la presencia de actores armados -guerrillas, organizaciones paramilitares y el ejército nacional-, además de los ataques a las infraestructuras, amenazan todo el tiempo el trabajo escolar de maestros, estudiantes y comunidades y, sobre todo, el proceso de paz firmado en 2016.

En ese marco, Yuri Páez recopiló el testimonio de niños, niñas y adolescentes en las zonas de conflicto armado en Colombia, algo, dijo, necesario para pensar la escuela en medio de ese entorno.

El también colombiano Esteban Morales, estudiante de doctorado de la Universidad de British Columbia, añadió que educar sobre paz y violencia se volvió algo indispensable, pues se ve a la educación como una herramienta esencial para transformar y construir culturas, estructuras y prácticas de paz, que lleven a las sociedades a ser mejores.

En este sentido, se deben entender las posibilidades que brinda la educación sobre la paz y la violencia de tres formas: como un proceso de construir paz; como una filosofía, una manera de ver el mundo; y como una pedagogía, una forma de relacionarse en el aula.

Resaltó que lo que ocurre en las comunidades también acontece en las aulas, por lo que hablar de violencia en los salones es una estrategia para procesar colectivamente lo que está pasando, para entender mejor, para generar soluciones entre todos y prepararse para un mejor futuro. Eso, en Colombia, significa hablar de porqué su comunidad ha sido tan golpeada por los impactos armados e intentar hacer algo al respecto. “Preparar a los estudiantes para esto es en sí un valor de la educación para la paz”.

Lo que pasa en el aula, agregó, también tiene consecuencias directas e indirectas en la comunidad, porque el potencial transformador de la educación para la paz no es exclusivo de las aulas, sino que permea a los padres de familia, a los vecinos, a los amigos; porque hablar de paz es siempre una  forma de relacionarse con el otro.

En contraposición, dijo que “no tiene sentido hablar de violencia y paz en la educación” cuando se pretenden imponer definiciones y prácticas de paz que violentan a las comunidades. Por ejemplo, cuando el Estado no busca entender las violencias particulares de las comunidades y cómo a ellas les gustaría vivir la paz, sino que pone sus definiciones de paz y violencia; o cuando el docente y el directivo no buscan entender la realidad de los estudiantes, sino enseñar desde una visión del conflicto que no tiene nada que ver con lo vivido.

Educar para la paz y en las violencias tiene sentido por su potencial de transformar comunidades, hacia dentro del aula y hacia fuera en las comunidades, pero sólo tiene sentido si nos preocupamos por escuchar la realidad de nuestros estudiantes, y no cuando buscamos imponer nuestra paz estática”.

Escuela y acuerdos

Por su parte, la Dra. Cimenna Chao Rebolledo, coordinadora de la Especialidad en Educación Socioemocional de la IBERO, mencionó que: “La escuela es un lugar de encuentros y desencuentros, un lugar para aprender a tomar acuerdos, aprender a convivir y a lidiar con las diversidades que nos distinguen, pero que a su vez nos conforman como sociedad y como comunidad escolar”.

Hablar entonces de violencia en el contexto escolar se debe a que puede suceder que en el desencuentro se genere violencia, ya sea incitada por la violencia heredada del contexto sociocultural, que puede condicionar las formas de pensar y de actuar.

O bien, puede que la violencia surja como un impulso al no poder regular las acciones ante estímulos que despiertan emociones conflictivas intensas, como ira, enojo, cólera, miedo, angustia o desprecio. “En cualquier caso, la escuela es el espacio para educar dichas reacciones, de manera que se puedan transformar en respuestas reflexivas, reguladas y asertivas.

Comentó que en 2019 la prueba PISA arrojo que en México 23% de los estudiantes reportaron haber sufrido bullying al menos una vez en la escuela; resultados que fueron mejores a los del 2014, donde 32% de los estudiantes reportaron lo mismo. Esto indica que las acciones pedagógicas emprendidas desde la escuela para combatir la violencia dan buenos resultados, sobre todo, si se trabaja en pos de la construcción de competencias emocionales que permitan desde el lugar de convivencia e interrelaciones que es la escuela, atender de manera preventiva la violencia.

“La escuela debe asegurar, dentro de su labor educativa, el bienestar integral de su comunidad, enseñando a orientar las emociones de manera productiva, a negociar de manera equitativa, justa y proactiva los conflictos, y llevando el diálogo y el juego…a los espacios de convivencia, como herramienta para la construcción de paz y bienestar”.

Además de las personas citadas, en la presentación del número LI-2  de la RLEE también tomaron parte la Dra. Hilda Patiño Domínguez y la Dra. Ximena González Grandón, directora y académica del Departamento de Educación de la IBERO, respectivamente; la Mtra. Flor Trujillo Reyes, docente de la Universidad Pedagógica Nacional-Ajusco; y la Mtra. Alejandra Luna Guzmán, de Gestión Editorial de Revistas Académicas Arbitradas del Departamento de Educación de la Iberoamericana, universidad jesuita de la Ciudad de México.  

Lee aquí el número LI-2  de la Revista Latinoamericana de Estudios Educativos (RLEE)

Este material se comparte con autorización de la Ibero

El presente articulo es propiedad de Desinformémonos.

Ibero Prensa (2021) Niños y niñas llevan sobre sus hombros los desafíos de las violencias: experto. Desinformémonos. Recuperado el 25 de Junio del 2021 en: https://desinformemonos.org/ninos-y-ninas-llevan-sobre-sus-hombros-los-desafios-de-las-violencias-experto/

Crece el feminicidio 65 por ciento durante los 4 años de la declaración de la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres en Guerrero

  • Exigen al gobierno entrante acciones contundentes para parar esta crisis humanitaria: Movimiento Amplio de Mujeres
  • La entidad sureña ocupa el segundo lugar en impunidad frente al feminicidio, 902 mujeres asesinadas y sólo 6 feminicidas en proceso

Libertad López | Sem México

—- | Miércoles 23 de Junio del 2021 | — : —

En Guerrero creció el feminicidio 65 por ciento en los últimos cuatro años, precisamente después de  la declaratoria de Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres AVGM, y  sólo 6 feminicidas han sido juzgados mientras fueron asesinadas 902 mujeres en ese lapso, más de una cada tercer día, ante ello las   autoridades estatales  han sido indiferentes, declaró el Movimiento Amplio de Mujeres de Guerrero.

Por ello exigen al  gobierno entrante,  -que encabeza Evelyn Salgado Pineda- realizar en lo inmediato  acciones contundentes que resuelvan la violencia contra las mujeres, las niñas y adolescentes.

Contrario a los anuncios, conminan a que los presupuestos asignados se hagan con perspectiva de género, transparencia de sus ejercicios, revisión y reformas del marco legislativo discriminatorio y políticas públicas para garantizar el ejercicio pleno de los derechos humanos de las guerrerenses.

En un comunicado oficial sostienen que Guerrero tiene el segundo lugar en impunidad para el feminicidio, de 93.8 por ciento, sólo superado por el estado de Baja California Sur que tiene el primer lugar con un cien por ciento de impunidad, según la investigación de la asociación civil  Impunidad Cero.

Narra el comunicado que cuando en 2017 se declaró la AVGM fue porque entre 2003 y 2015, en 12 años  habrían sucedido mil 538 asesinatos de mujeres, lo que significó 128 homicidios cada mes. Ahora, según los datos oficiales del Secretariado  Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública SESNSP  en 4 años se contabilizaron 902 feminicidios, es decir 225 cada mes, o sea  comparados con los acumulados a 2015, el crecimiento sostenido es de  65 por ciento. Ello quiere decir que la AVGM no funcionó.

Los hechos, señala el texto, muestran que en Guerrero no hay justicia para las mujeres y son inoperantes la Fiscalía General del Estado y el Tribunal de Justicia. Que si la alerta no ha impacto la frecuencia de las violencias contra las mujeres, ni ha conseguido alguna disminución, se debe a la indiferencia  y la insensibilidad, con medidas limitadas para la prevención, la seguridad, la justicia y la reparación del daño.

Describen que no hay un diagnóstico de la situación de las violencias y ninguna investigación científica sobre los tipos y modalidades de las violencias que viven las mujeres guerrerenses.

El comunicado se dio a la publicidad cuando en la entidad está a punto de realizarse un cambio de gobierno; cuando las futuras autoridades que encabeza Evelyn Salgado Pineda, pero que en la práctica controla su papá el senador Félix Salgado Macedonio, acusado de violación sexual, y cuando ese personaje, sustituyendo a la gobernadora electa, anunció la desaparición de órganos descentralizados, entre los que se encuentra el de análisis de víctimas.

Recuerdan que la declaratoria de la AVGM se declaró el 22 de junio de 2017, luego del diagnóstico elaborado por el Observatorio de Violencia Feminicida Hanna Harlet y 12 años después del realizado por la Cámara de Diputados que reveló el tamaño histórico de la violencia contra las mujeres en esa entidad sureña de México, donde anida una de las fuentes más profundas del machismo mexicano.

También destacan que las autoridades judiciales se han negado a analizar los homicidios dolosos contra las mujeres con perspectiva de género y presumiendo feminicidio en las investigaciones, cosa que mandata la ley y en Guerrero no se ha cumplido.

El estado de Guerrero tiene declarada una segunda AVGM por su negativa a atender abortos por violación, como lo establece la Ley. Y en el haber de la entidad las mujeres viven desplazamientos territoriales por la operación del crimen organizado, especialmente en La Montaña y en Tlapa, inerte, sin dinero, ni personal, está una Ciudad de las Mujeres creada en el sexenio de Enrique Peña Nieto, que en esta administración federal fue abandonado. Mientras las cifras de la violencia siguen creciendo.

El Congreso incumple

Agrega el comunicado y denuncia que la Cámara de Diputado de Guerrero  no  ha cumplido las medidas de la declaratoria de alerta de violencia de género contra las mujeres por violencia feminicida, en lo que respecta a las reformas de la ley 553 para una vida libre de violencia de las mujeres en Guerrero.

Diputados y diputadas se han resistido a cumplir con la segunda Alerta de Violencia de Género, vinculada a  los derechos sexuales y reproductivos. Una y otra vez, a pesar de los reclamos, se niega a realizar  la homologación del Código Penal con la NOM-046-SSA-2005, relativa a garantizar la interrupción legal de un embarazo cuando este es producto de una violación.

En los hospitales de Guerrero se niega sistemáticamente ese derecho, especialmente a las niñas, situación que dio origen a una segunda Alerta de Violencia de Genero por agravio comparado.

Detallan que por otra  parte los nueve municipios alertados, Acapulco de Juárez, Chilpancingo de los Bravos, Zihuatanejo de Azueta, Ometepec, Chilapa de Álvarez, Ayutla de los Libres, Coyuca de Catalán, Tlapa de Comonfort e Iguala de la Independencia, también presentan rezagos en la implementación de las medidas de la declaratoria de la AVGM.

Denuncia  indiferencia de las y los presidentes municipales, y la falta de coordinación efectiva entre estos con los órganos del gobierno del estado, así como la falta de transparencia en el ejercicio de los recursos financieros y acciones emprendidas.

Frente a este  contexto las asociaciones civiles, colectivas y mujeres afirman que en la entidad hay una  crisis de derechos humanos de las mujeres, y, como cada año solicitan al gobierno entrante, acciones contundentes que resuelvan la violencia contra las mujeres, las niñas y adolescentes, asignando presupuestos con perspectiva de género, transparencia de sus ejercicios, revisión y reformas del marco legislativo discriminatorio y políticas públicas para garantizar el ejercicio pleno de los derechos humanos de las mujeres.

El presente articulo es propiedad de Sem México.

Libertad López (2021) Crece el feminicidio 65 por ciento durante los 4 años de la declaración de la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres en Guerrero. Sem México. Recuperado el 23 de Junio del 2021 en: https://www.semmexico.mx/crece-el-feminicidio-65-por-ciento-durante-los-4-anos-de-la-declaracion-de-la-alerta-de-violencia-de-genero-contra-las-mujeres-en-guerrero/

Marido influyente en Acapulco, hace acusar y detener a quien sólo se divorció por maltrato

  • Policía sin orden lleva a los separos a Mayra Martínez de 48 años
  • Ella solicita  atención de la Secretaría de la Mujer e imparcialidad de las autoridades de Guerrero

Elda Montiel | Sem México

Ciudad de México | Martes 8 de Junio del 2021 | — : —

A pesar de que ya denuncio a su ex marido en la agencia especializada en delitos sexuales y violencia familiar (doloso) del distrito judicial Tabares de Acapulco, Guerrero, Mayra Martínez de 48 años de edad fue sacada de su domicilio el sábado 4 de junio por un policía sin presentar ninguna orden, más que tener el encargo de su jefe, porque es amigo de Daniel Zubillaga Luna, el agresor, y fue llevada a los separos donde le pidieron 800 pesos para dejarla salir.

Después de cerca de 20 años de matrimonio y ser maltratada física, económica y psicológicamente y haber procreado una hija de 19 años y un hijo de 17 años, finalmente Mayra Martínez decide divorciarse, trámite que ella pago y cuya sentencia salió a su favor, pero el ya ex marido se niega a dar la pensión, la indemnización y menos la parte que le toca de los bienes adquiridos durante el matrimonio.

Este lunes mientras estaba en la agencia Tabares de Acapulco, se le acercó un policía y la llamó por su nombre para entregarle la notificación de una denuncia en su contra levantada por Daniel Zubillada Luna con fecha del 15 de mayo, según dijo el policía, y la amenazó que se atuviera a las consecuencias por no haber recibido la notificación.

A Mayra le resulto sospechoso que no le hubieran comentado nada al respecto las autoridades de la agencia de Tabares, por lo que no quiso firmar la notificación.

También supo, por el mismo policía que el saco de su domicilio que su esposo es amigo del Coordinador de la Policía y por eso hizo la diligencia.   

Antes de que el policía la sacara del domicilio, Mayra fue golpeada por su marido, anteriormente, hace cuatro años la golpeo y le provoco fractura en la mandíbula por lo que tuvo que ser hospitalizada, pero a petición de los hijos le otorgo el perdón al marido.

Actualmente se encuentra en un domicilio desconocido en espera que la apoyen en el Instituto de la Mujer en Guerrero para recibir atención psicológica y albergue pues no cuenta con redes de apoyo porque nadie la quiere apoyar por temor a su esposo, por ser un hombre violento y peligroso.

Debido a la denuncia interpuesta por violencia familiar se inició la carpeta de investigación 12030270100947300521 en contra de Daniel Zubillaga Luna.

El presente articulo es propiedad de Sem México.

Elda Montiel (2021) Marido influyente en Acapulco, hace acusar y detener a quien sólo se divorció por maltrato. Sem México. Recuperado el 8 de Junio del 2021 en: https://www.semmexico.mx/marido-influyente-en-acapulco-hace-acusar-y-detener-a-quien-solo-se-divorcio-por-maltrato/

“No hay diferencia del gobierno anterior con el actual y es desesperante para nosotros”: padres y madres de Ayotzinapa

Gloria Muñoz Ramírez Y Erika Lozano | Desinfomémonos

Ciudad de México | Miércoles 26 de Mayo del 2021 | — : —

“Lamentablemente no hay avances, no sabemos dónde están nuestros hijos. No hay diferencia del gobierno anterior al gobierno actual y es desesperante para nosotros”, dijo hoy Emiliano Navarrete, padre de José Ángel Navarrete, en el mitin en el Hemiciclo a Juárez, a 80 meses de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Navarrete recordó que “el gobierno federal dijo que habría un cambio y nos abrieron las puertas, y ahora hay un fiscal especial para la investigación. Nos dieron esperanza cuando nombraron todo eso, ¿pero de qué sirve? Tienen detenidos y no dicen nada. Queremos que digan la verdad”.

Madres y padres de los 43 marcha en la Ciudad de México a 80 meses de la desaparición forzada de sus hijos. Foto: Erika Lozano

Hoy, como cada 26, las madres y padres de Ayotzinapa volvieron a salir a las calles para reclamar la verdad sobre el paradero de sus hijos. Marcharon del Ángel de la Independencia al Hemiciclo a Juárez, en la Alameda Central, donde a su exigencia de la presentación de los estudiantes, sumaron la de la liberación de los 19 normalistas de Mactumactzá, Chiapas, presos desde el pasado 18 de mayo.

Los rostros conocidos de las madres y padres de los normalistas volvieron a recorrer la avenida Reforma de la Ciudad de México, haciendo una simbólica parada en el Antimonumento a los “43 y más”, donde realizaron el pase de lista con cada uno de los nombres de los estudiantes desaparecidos en Iguala, Guerrero, la noche del 26 de septiembre del 2014. Detrás de ellos caminó el contingente de Mactumactzá, conformado por jóvenes que exigen justicia para sus compañeros “encarcelados por luchar por una educación digna”. La comunidad otomí que mantiene tomadas las instalaciones del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI) marchó detrás, junto al resto de las organizaciones sociales que mes con mes acompañan la “exigencia de verdad”.

Integrantes de la comunidad otomí, quienes sotienen la toma del INPI, se solidaridan con los padres y madres de Ayotzinapa. Foto: Erika Lozano.

“Hasta el día de hoy el gobierno no ha puesto una respuesta en la mesa. ¿Cuándo vamos a tener una investigación que dé esperanzas como las que dio el presidente cuando fue electo? Lo vemos difícil. Por eso estamos en la tarea de realizar actividades de búsqueda y recorrer lugares donde el gobierno menciona que participaron elementos de Cocula, de Iguala, del 27 Batallón, de los federales”, reclamó José Ángel Navarrete en nombre de la comisión de padres y madres.

Normalistas exigen la libertad de los detenidos en Chiapas. Foto: Erika Lozano.

Y siguieron las preguntas: “¿Qué está haciendo el actual fiscal con los elementos de seguridad involucrados en la desaparición de nuestros hijos? ¿Por qué se le dificulta al gobierno llegar a la verdad?”. Ante la falta de respuestas, explicaron, ahora están recorriendo comunidades de Guerrero recabando información “para dársela al fiscal, por si él no puede”. Al mismo tiempo, apelaron a que “si algún ciudadano o ciudadana que sepa algo del paradero de nuestros hijos nos pueda decir”.

Los padres y madres fueron firmes. El beneficio de la duda al actual gobierno tienen una vigencia, y “no vamos a permitir que no se le dé seguimiento a la información importante, como el anterior gobierno que no hizo nada”, finalizó Navarrete.

El presente articulo es propiedad de Desinformémonos.

Gloria Muñoz Ramírez Y Erika Lozano (2021) “No hay diferencia del gobierno anterior con el actual y es desesperante para nosotros”: padres y madres de Ayotzinapa. Desinformémonos. Recuperado el 26 de Mayo del 2021 en: https://desinformemonos.org/no-hay-diferencia-del-gobierno-anterior-con-el-actual-y-es-desesperante-para-nosotros-padres-y-madres-de-ayotzinapa/

EU envía a México expediente sobre caso Ayotzinapa

López Obrador informó que EU, tras encargo a la vicepresidenta Kamala Harris, entregó parte del expediente sobre el caso Ayotzinapa.

Andres Manuel López Obrador US Vice President Kamala Harris holds a virtual bilateral meeting with Mexican President
Foto: Oliver Contreras EFE / EPA

Emmanuel Carrillo | Forbes

mayo 24, 2021 @ 10:07 am

El gobierno de Estados Unidos envió a México parte del expediente que tiene sobre el caso Ayotzinapa gracias a la intervención de la vicepresidenta Kamala Harris, informó el presidente Andrés Manuel López Obrador.

En conferencia de prensa desde Palacio Nacional, el mandatario federal explicó que la Comisión Especial que indaga la desaparición de los 43 normalistas le pidió hacer la solicitud al gobierno estadounidense.

La Comisión de derechos humanos encargada de investigar lo de Ayotzinapa me solicitó que yo hiciera una gestión con el gobierno estadounidense para conseguir un expediente que tienen las autoridades de Estados Unidos”.

“Le pedí a la vicepresidenta que nos ayudara, y quiero aprovechar para agradecerle, porque ya me mandó parte del expediente, no puedo decir más”, dijo el jefe del Ejecutivo federal.

El tabasqueño adelantó que esta semana le será enviado el expediente completo sobre el caso Ayotzinapa y confió que los gobiernos de ambas naciones sigan teniendo lazos de cooperación.

“El presente artículo es propiedad de Forbes”

Carrillo, E. (2021). EU envía a México expediente sobre caso Ayotzinapa. Forbes. Recuperado el 24 de mayo del 2021 en: https://www.forbes.com.mx/eu-envia-a-mexico-expediente-sobre-caso-ayotzinapa/

Padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa anuncian jornada de búsqueda en Guerrero

También aprovecharon para deslindarse de cualquier partido político que utilice el caso como bandera en el proceso electoral.

Los padres de los 43 estudiantes desaparecidos tomaron estaciones de radio para anunciar búsqueda (Rogelio Agustín)
Los padres de los 43 estudiantes desaparecidos tomaron estaciones de radio para anunciar búsqueda (Rogelio Agustín)

Rogelio Agustín Esteban| Milenio

Chilpancingo, Guerrero. / 18.05.2021 19:10:51

Padres de los 43 normalistas rurales de Ayotzinapa, desaparecidos desde la noche del 26 de septiembre de 2014, tomaron varias emisoras de radio en la ciudad de Chilpancingo, Guerrero, donde anunciaron una jornada de búsqueda en los municipios de Iguala, Cocula, Huitzuco y el Ejido de Carrizalillo. También aprovecharon para deslindarse de cualquier participación en el proceso electoral que está en curso.

Esta mañana, los padres de familia afectados por los hechos suscitados hace ya poco más de seis años y medio, acudieron a diferentes emisoras de radio ubicadas en Chilpancingo, Guerrero. 

En primera instancia dieron a conocer que van a poner en marcha una jornada de búsqueda que iniciará el 19 de mayo y terminará el 23 del mismo mes, particularmente en la región Norte y la Zona Centro del estado de Guerrero, con la intención de conseguir información, testimonio o rastros que les permitan saber qué es lo que sucedió hace ya casi siete años, cuando según la versión oficial, sus hijos fueron atacados por integrantes del cártel de Guerreros Unidos, policías preventivos de Iguala, Cocula y Huitzuco de los Figueroa.

Cristina Bautista, madre de Benjamín Ausencio Bautista, uno de los estudiantes desaparecidos la noche del 26 de septiembre del 2014, llamó a la sociedad de Guerrero para comprender el motivo que los mantiene movilizados, pues ellos solamente quieren saber el paradero de sus hijos.

“Hemos caminado muy difícilmente, han pasado ya 80 meses sin tener respuestas ni saber nada de nuestros hijos, sin saber dónde están”, dijo Cristina Bautista. 

“El presente artículo es propiedad de Milenio”

Agustín, R. (2021). Padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa anuncian jornada de búsqueda en Guerrero. Milenio. Recuperado el 18 de mayo del 2021 en: https://www.milenio.com/estados/padres-43-normalistas-anuncian-busqueda-guerrero

En México se venden niñas «por costumbre» unas 300 mil en años, Gobernación debe actuar

Concha Moreno, SemMéxico

13 de mayo de 2021

El ominoso caso de Guerrero: ocupa el segundo lugar en embarazos de adolescentes

Los hombres mandan, ellas obedecen los «sabios», especialistas para pedir la novia

 Concha Moreno

SemMéxico/Periodistas en Español, Cd. de México, 13 de mayo, 2021.- En las zonas más pobres del Estado de Guerrero, al centro/occidente  de México, las niñas son vendidas de forma habitual porque los padres lo consideran «usos y costumbres» y una fuente de ingresos, porque pueden obtener hasta doscientos mil pesos (unos 8290 euros).

Sucede desde hace demasiados años. En la denominada Montaña de Guerrero, en cuanto las niñas rondan los doce años ya son «vendibles». Quienes las compran (porque es ese el término correcto) las pueden convertir en sus esposas o, simplemente, son utilizadas como esclavas para la casa o el campo.

Lógicamente, no se puede hablar de una cifra concreta, ni aproximada, porque las autoridades no tienen interés alguno en controlarlo. Se cree que puede haber hasta trescientas mil criaturas cuyos padres las vendieron al mejor postor.

El centro de derechos humanos de La Montaña Tlachinollan lo ha denunciado recientemente con el fin de que tanto el gobierno estatal como el federal tomen cartas en el asunto y prohíban totalmente estas transacciones.

Cuentan que, en las comunidades indígenas, la maternidad llega a muy temprana edad, no por decisión propia sino por la costumbre añeja de los padres que logran concertar las alianzas de sus hijos con las hijas. Normalmente hay pago de la dote, que en un principio se le conocía como el ritual de petición de la novia. Con el tiempo esta práctica se ha perdido y mercantilizado.

La gravedad de estos acuerdos es que no permiten que las mujeres decidan, sobre todo, porque lo hacen antes de que cumplan los dieciocho años. No hay forma de revertir la decisión paterna. Las mamás y las abuelas se supeditan a lo que determinan los padres. Las hijas no tienen voz ni voto, simplemente tienen que acatar el acuerdo de los mayores.

Los hombres mandan, ellas obedecen

Esta situación reproduce un sistema de dominación regido por los hombres que impiden que las mujeres mayores salgan en defensa de sus hijas o nietas. Los matrimonios se conciertan de los doce años en adelante.

A veces hay dificultades entre los padres de la novia y del novio. Las razones son diversas: el padre no ve con agrado al futuro esposo de su hija, ya sea por su comportamiento, por la forma de ser de su familia o porque no llegan al acuerdo sobre el pago de la dote.

En algunas comunidades acuden a los «sabios», que son especialistas para pedir la novia. Cuando se logra la concertación, vienen los preparativos de la boda, cuyos gastos corresponden a la familia del novio.

Regularmente la nueva esposa se va a vivir a la casa de los suegros, donde se transforma en la criada de la familia del esposo. Tiene que levantarse temprano para preparar la comida que se llevará el marido al campo y, cuando es temporada de siembra, debe levantarse a las tres de la mañana, pues una vez preparado los tacos tiene que ir al campo.

Es muy común que en todos estos menesteres la esposa cargue con el niño o la niña más pequeña sobre su espalda. Solo así puede avanzar en su trabajo y al mismo tiempo cuidar a su bebé. Carga con el almuerzo y con su hijo o hija para ir a la parcela donde siembran. Caminan descalzas una o dos horas en terrenos agrestes. Se las ingenian para servir el almuerzo y atender a su pequeño. Por parte del esposo no hay un detalle o una expresión de agradecimiento por el almuerzo que preparó su esposa, más bien, puede haber algún reclamo o regaño si algo no le gustó.

A pesar de que terminan rendidas por la jornada larga, están pendientes de sus pequeños hijos hasta que se duermen. Cuando enferman, la situación se complica, porque tienen que improvisar algún remedio casero en condiciones sumamente precarias. Son las abuelas las que auxilian a las mamás, para sobrellevar estas penas de los males físicos.

Parecería que esta cotidianidad, tan pesada por la carga de trabajo, sería lo que más afecta a las esposas o madres que cargan con el yugo del esposo y su familia. Pero la realidad es aún más trágica por la violencia que ejercen los hombres contra las mujeres. El sometimiento comunitario que persiste por parte de los hombres, quienes ejercen la autoridad en la casa y en las comisarías, se manifiesta con golpes, lesiones y asesinatos. 

Cuando hay problemas como pareja y llevan su caso ante la autoridad, lo normal es que se le dé la razón al esposo. No hay mujer alguna que la defienda, porque son espacios propios que se han adjudicado los hombres. Si hay un señalamiento del hombre y su familia de que la esposa no está cumpliendo con los deberes de la casa, se le reprende y se le encarcela. Citan a sus padres y les llaman la atención porque no enseñaron a su hija a trabajar como es costumbre que lo hagan las mujeres. El mismo papá, en lugar de salir en defensa de su hija, la reprende públicamente, porque según su visión, «le hace quedar mal». Con estas actuaciones la violencia se comunitariza contra las mujeres, que carecen de recurso alguno para ser escuchadas y defender sus derechos.

A pesar de tanta infamia, algunas se han armado de valor y se han atrevido a denunciar a sus esposos. Por desgracia, las autoridades encargadas de investigar los delitos están muy lejos de desempeñar sus funciones. Han aprendido a maltratar a la gente, a sobrellevar los asuntos y atender a quienes ofrecen dinero. La misma unidad de investigación de la fiscalía especializada en delitos sexuales y violencia familiar protege a los agresores y se encarga más bien de obstaculizar las investigaciones, o de persuadir a las víctimas para que negocien con sus victimarios. No hay forma de romper con este sistema de justicia patriarcal que se ha empeñado en difamar a las mujeres y de hacer escarnio público de la violencia que padecen. 

Prende la indignación 

Gran número de organizaciones de la sociedad civil, han levantado la voz para denunciar estas transacciones de niñas mediante el envío de una carta abierta a diferentes representantes del Gobierno del país: a la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; al subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas; al subsecretario de Desarrollo Democrático, Participación Social y Asuntos Religiosos, Rabindranath Salazar; al  procurador federal de Protección de niñas, niños y Adolescentes, Oliver Castañeda; al gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, y a los candidatos que se presentan a las inminentes elecciones de este Estado.

Afirman que «esta práctica intolerable constituye una gravísima violación a los derechos humanos de la niñas que lo sufren, en contra de la más elemental de las condiciones de vida que es el derecho a la libertad y a la autodeterminación, a la integridad física y al desarrollo armónico de sus potencialidades desde el principio, con el agravante de sus implicaciones como trata, violencia sexual y atentado al derecho a la salud, y diametralmente contrario al principio de interés superior de la niñez -mandatado en la Constitución y en las convenciones internacionales de las que México hace parte».

Dicen entender que el problema es complejo y que, ´por lo tanto, requiere de un enfoque transversal a los órdenes del gobierno y a los tres poderes; un esfuerzo multisectorial en los trabajos a coordinar y, por supuesto, una visión de derechos también sensible al contexto cultural y respetuosa de la auténtica determinación de pueblos y comunidades indígenas. Como lo muestra la evidencia, aseguran, «no es un tema de usos y costumbres, como se suele presentar, sino arreglos de violencia adulta tolerados y propiciados por la complicidad de autoridades comunitarias, municipales, estatales y federales».

El estado de Guerrero ocupa el segundo lugar en embarazos de adolescentes. En la entidad ocurren dos de cada diez nacimientos de bebés cuyas madres eran menores de diecinueve años. Guerrero, junto con Chihuahua, comparte el mayor porcentaje de embarazo adolescente en el país.

“El presente artículo es propiedad de SemMéxico

Moreno, C. (2021). En México se venden niñas «por costumbre» unas 300 mil en años, Gobernación debe actuar. SemMéxico. Recuperado el 14 de mayo de 2021, de https://www.semmexico.mx/?p=35244

Protestan trabajadores del Congreso del Estado en demanda de aumento salarial

Bernardo Torres
Chilpancingo, Guerrero.- Trabajadores del Congreso del Estado adheridos a la Sección 55 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG) se manifestaron en ese inmueble para exigir un aumento salarial del 13 por ciento.
Teresa Adame, secretaria general de esta sección sindical, dijo que son alrededor de 178 trabajadores del Congreso Local, la Auditoría Superior del Estado (ASE) y del Instituto de Estudios Parlamentarios Eduardo Neri quienes se están sumados a esta exigencia.
Explicó que en 2018, con los integrantes de la Junta de Coordinación Política encabezada entonces por el diputado, Antonio Helguera Jiménez, firmaron una minuta de acuerdos donde se les otorgaría un aumento salarial del 13 por ciento.
Sin embargo, dicha minuta no fue cumplida y sólo se les otorgó el ocho por ciento en dos rubros, más no directo al salario, incluso el año pasado se les otorgaría un retroactivo de seis quincenas, de las cuales sólo les otorgaron dos.
El argumento para recortar el retroactivo es que comprarían ventiladores para donaciones, cuestión que no fue transparente, no se hizo dicha compra y tampoco se les cumplió con el retroactivo.
El motivo de movilizarse esta vez es debido a que solo les están ofreciendo el 3.15 por ciento de aumento al salario, que resulta insuficiente dadas las circunstancias económicas que todos los trabajadores enfrentan debido a la pandemia.
Indicó que ningún área del congreso han dejado de trabajar en medio de esta cuarentena, y a pesar de que son trabajadores de base han estado cubriendo guardias incluso fuera de sus horarios.
Los trabajadores se manifestaron primero al interior del inmueble pero ante tal falta de atención por los miembros de la Jucopo salieron al acceso principal del recinto de sesiones y en la entrada del estacionamiento, donde exigieron respuesta a sus demandas.

El Consejo Ciudadano y su apoyo a mamás con fatiga por pandemia de Covid-19

ContraRéplica

09 de mayo de 2021, 13:56

El Consejo Ciudadano y su apoyo a mamás con fatiga por pandemia de Covid-19
Imagen: Cuartoscuro

El Consejo Ciudadano Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México ha brindado apoyo a las madres capitalinas que han presentado algunos problemas durante la pandemia de Covid-19, como la fatiga. De acuerdo con datos del organismo, entre marzo de 2020 y abril de este año se ha brindado apoyo por fatiga emocional a 197 mujeres.

Ante la fatiga pandémica y los nuevos roles que trajo consigo el confinamiento, las madres mexicanas han sabido sobreponerse y ajustar sus necesidades, principalmente de salud mental, comentó el presidente de la institución Salvador Guerrero Chiprés.

“Este agotamiento emocional está relacionado con cuatro factores: las madres o encargadas de la crianza se han visto rebasadas por los roles de educadoras y de cuidadoras, además de enfrentar, en muchos casos, el desempleo y también su papel de esposas”, dijo el presidente del organismo.

Las mujeres que contactaron al Consejo manifestaron sentirse desbordadas, cansadas, desorientadas y sin tiempo para ellas mismas, con un significativo impacto en su estado de ánimo. Los datos indican que una de cada tres madres tiene entre 31 y 45 años de edad, y tres de cada cinco llamadas proceden de la Ciudad de México.

El 58% de las mamás que buscaron ayuda de las y los psicólogos del Consejo manifestaron agotamiento por el cuidado de los hijos, 17% por las atenciones que han dedicado a adultos y 16% por las labores del hogar.

Además, en los primeros cuatro meses de este año 309 mamás han solicitado al Consejo Ciudadano apoyo psicológico para sus hijos, principalmente por ideación suicida, problemas de conducta, adicciones, agresividad, ansiedad y fatiga pandémica.

El 42% de las madres tienen entre 36 y 50 años, y además de la CDMX, llaman del Estado de México, Veracruz, Guanajuato, Guerrero y Morelos, principalmente.

Se aconsejó crear redes de apoyo para las madres dentro del hogar, como el establecimiento de horarios y roles de cuidado y educación entre todos los integrantes.

El Consejo Ciudadano ofrece apoyo psicológico gratuito, 24/7, a cualquier sitio del país a través de la Línea Mujer y Familia y el Chat de Confianza, ambos con número 55 5533 5533.

Imagen: Cuartoscuro

“El presente artículo es propiedad de ContraRéplica

ContraRéplica. (2021). El Consejo Ciudadano y su apoyo a mamás con fatiga por pandemia de Covid-19. ContraRéplica. Recuperado el 11 de mayo de 2021, de https://www.contrareplica.mx/nota-El-Consejo-Ciudadano-y-su-apoyo-a-mamas-con-fatiga-por-pandemia-de-Covid-19-20219535

Inicia mañana vacunación contra el Covid-19 a personas de 50 a 59 años en 13 municipios de la Región Centro

***Habrá sólo un macropunto en cada municipio, informa delegado federal
Bernardo Torres
Chilpancingo, Guerrero.- Este viernes dará inició la aplicación de la vacuna contra el Covid-19 a personas en el rango de 50 a 59 años de edad en 13 municipios de la Región Centro de Guerrero, dio a conocer el delegado de los Programas Federales, Iván Hernández Díaz.
Se instalará un sólo macropunto en cada uno de los municipios a partir de las 14:00 horas, donde dijo se espera vacunar a poco más de 49 mil adultos de esas edades, a quienes se estará aplicando la vacuna de la marca Pfizer.
En el Municipio de Chilpancingo, el macropunto será el Instituto Tecnológico, en Eduardo Neri el Auditorio Municipal, en Zitlala las instalaciones del DIF, en Tixtla la Escuela Secundaria Heroína de Tixtla, en Quechultenango la Escuela Primaria María Ramírez, y en Mochitlán la Escuela Secundaria José María Morelos y Pavón.
En el Municipio de Mártir de Cuilapan la cita es en la Escuela Secundaria Técnica Vicente Guerrero, en Leonardo Bravo la Casa del Adulto Mayor, en Juan R. Escudero la Cancha Central, en Heliodoro Castillo Cancha Águilas del Sur, en Chilapa el Auditorio Municipal, en Ahuacuotzingo el DIF municipal y en José Joaquín de Herrera el Auditorio Municipal.
Hernández Díaz llamó a todos los que cumplen los 50 años en cualquier mes del 2021 acudir a realizar sus registros y presentarse en las fechas que les corresponden entre el 07 y 10 de mayo.
Por otra parte informó que continúa la aplicación de la segunda dosis a adultos mayores en Acapulco y primeras dosis a los de 50 a 59 en municipios de la Montaña y Costa Grande, por lo que a partir de mañana serán 44 municipios atendidos.