Población mexicana, la más golpeada por la pandemia: OCDE

Comerciante en el Centro Histórico de la Ciudad de México.
Comerciante en el Centro Histórico de la Ciudad de México. Foto José Antonio López

Dora Villanueva  | La Jornada

Ciudad de México | Miércoles 28 de Abril del 2021 | 13:53pm

México es el país donde las familias más están resintiendo la baja de ingresos debido a la pandemia de Covid-19 y donde su población reporta mayores dificultades económicas desde el inicio de la crisis, las cuales han derivado en dejar de pagar cuentas, pedir préstamos, pasar hambre, perder su casa o declararse en bancarrota, muestra una encuesta de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

La política negada a dar soporte directo a los trabajadores resultó en que uno de cada cuatro personas consultadas por el organismo reportaran una pérdida de ingresos debido a que perdió su trabajo y 65.4 por ciento en total informara cualquier otra caída en su ingreso laboral debido a la pandemia, ya fuera porque se recortaron las remuneraciones o las horas de trabajo. Entre 25 economías consultadas por la OCDE, la población de México se dice la más afectada.

Si bien hubo economías como Chile y Turquía donde se registraron mayores pérdidas de ingreso por la privación de trabajo, de 31 y 26.9 por ciento; en México alcanza 26.4 por ciento, más del doble que el 11.8 por ciento entre los países consultados. Son todas las afectaciones alrededor del ingreso laboral en las que el país encabeza con 65.4 personas que reportan menores recursos, frente a 44.3 por ciento promedio de la encuesta.

Independientemente de si las personas perdieron el empleo o no, el país es donde una mayor parte de la población reporta dificultades financieras desde el inicio de la pandemia, llega a alrededor de 66.1 por ciento, prácticamente siete de cada diez trabajadores en el país, y más del doble de 31 por ciento en la medida de los países encuestados.

Hasta 26.4 por ciento de los mexicanos consultados dijeron que han fallado en el pago de sus gastos corrientes; 40.1 por ciento tomó dinero de sus ahorros o vendió bienes para compensar el choque a sus ingresos; 27 por ciento pidió prestado a amigos o familiares; 18.7 por ciento tomó créditos adicionales; 7 por ciento pidió asistencia a organizaciones de caridad; 10.7 por ciento pasó hambre; 1.3 por ciento perdió su vivienda por no poder pagar una hipoteca o renta y 2.2 por ciento se declaró en bancarrota.

La falta de un sistema de seguridad social que cubriera el empleo frente a choques como la pandemia ha resultado en que quienes perdieron su trabajo se vieran más afectados. La OCDE reporta que en este grupo 90.5 por ciento dijo verse en aprietos de dinero; pero incluso en aquellos hogares donde no se registraron pérdidas de empleo las presiones financieras llegan a 57.4 por ciento. En estos rubros México encabeza entre los 25 países consultados para el estudio y cuyo promedio fue de 67.7 y 26.3 por ciento, respectivamente.

“Menos encuestados informan haber sufrido dificultades financieras en países más ricos y en países que históricamente gastaron más en programas sociales”, detalló el organismo. Aun cuando México ha aumentado el monto en transferencias no condicionadas desde que inició la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, es el país con el gasto público social per cápita más bajo, incluso debajo de Chile y Turquía.

Hay una generalizada preocupación por el bienestar social y económico para los dos próximos años, según la encuesta. El 82.2 por ciento de los mexicanos consultados dijo sentir esta incertidumbre, escala a 87.6 por ciento en los hogares en que se registró la pérdida de empleo, pero no se queda muy abajo entre quienes mantienen sus ocupaciones, la inquietud llega a 80.2 por ciento.

Incluso ocho de cada diez se sienten inseguros de poder completar el gasto a fin de mes, un total de 80.7 por ciento; sube a 88.1 en los hogares en que se perdió algún trabajo, pero también alcanza 78 por ciento en donde se mantuvieron las fuentes de ingreso laboral. Esta incertidumbre de la población para cubrir sus gastos sólo se ve rebasada por los habitantes de Chile y Grecia.

La OCDE mostró que las demandas de un mayor apoyo gubernamental son comunes, independientemente de la seguridad laboral durante la pandemia. En México alcanzaron a 89.8 por ciento de las personas encuestadas que dijo que el gobierno debe hacer más para garantizar el bienestar social y económico de la población. Es el segundo país donde más extendida está la exigencia, sólo detrás de Chile, donde 92.9 por ciento lo considera así.

La encuesta “Riesgos que importan 2020” fue levantada en Austria, Bélgica, Canadá, Chile, Dinamarca, Estonia, Finlandia, Francia, Alemania, Grecia, Irlanda, Israel, Italia, Corea, Lituania, México, Países Bajos, Noruega, Polonia, Portugal, Eslovenia, España, Suiza, Turquía y Estados Unidos.

El presente articulo es propiedad de La Jornada.

Dora Villanueva  (2021) Población mexicana, la más golpeada por la pandemia: OCDE. La Jornada. Recuperado el 28 de Abril del 2021 en: https://www.jornada.com.mx/notas/2021/04/28/economia/poblacion-mexicana-la-mas-golpeada-por-la-pandemia-ocde/

Rechazan candidatura a diputación en Puebla por presunto abuso sexual

La Redacción | CIMAC Noticias.

Miércoles 17 de febrero de 2021

CIMACFoto: César Martínez López

Ciudad de México. El partido Movimiento Ciudadano (MC) informó que José Elias-Medel Galindo, señalado en redes sociales como presunto abusador de su hija de 11 años de edad, no acredita una conducta intachable para ser candidato a diputado local en el estado de Puebla.

En un comunicado de prensa fechado este 17 de febrero, el partido informó que el aspirante se registró como precandidato a diputado local sin ser militante de MC y sin contar con el respaldo de su comunidad, por lo que no tiene posibilidad de acceder a una postulación.

“Lo decimos fuerte y claro, en Movimiento Ciudadano no tienen cabida quienes atenten contra la integridad de las niñas, los niños y todas las personas”, se expuso el comunicado firmado por el secretario de Comunicación Política del partido, Sergio Cendejas Salas.

En redes sociales y en medios de comunicación se difundieron las fotografías que José Elias-Medel Galindo ha publicado en su perfil de Facebook, donde aparece besando en la boca a su hija o aparentemente desnudo con ella en la cama, en particular aquellas que ha exhibido cada 14 de febrero.

Ante las acusaciones, este martes José Elias-Medel ofreció una conferencia de prensa en compañía de su hija y la madre de la niña. Ante los medios declaró que las acusaciones son un ataque político porque lleva 11 años difundiendo imágenes con su hija, pero hasta ahora lo acusan, justo cuando busca una diputación local.

Además mencionó que en su perfil de redes sociales también ha publicado fotos de su hija recién nacida, de quien tiene la custodia legal, por lo que no tiene por qué eliminar las imágenes donde aparece besándola y comentado frases como si fueran pareja. Sin embargo, el perfil que ahora utiliza ya no tiene las imágenes denunciadas.

Una de las organizaciones que se ha pronunciado es la Fundación México con Valores Puebla, que difundió un comunicado en el que recuerda que el país ocupa el primer lugar a nivel mundial en materia de abuso sexual, violencia física y asesinato de menores de 14 años de edad, de acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Ante estas cifras la Fundación llamó a no normalizar la violencia contra la niñez y denunciar cualquier acto relacionado. También señaló que en un proceso electoral robusto y complejo como el actual, la denuncia ciudadana es clave para identificar los perfiles que no deben aparecer en las boletas; por ello llamó a investigar los casos de presunto abuso sexual cuidando el debido proceso.

21/AGM/LGL

“El presente artículo es propiedad de CIMAC Noticias.”

La Redacción (2021). Rechazan candidatura a diputación en Puebla por presunto abuso sexual. CIMAC Noticias. Recuperado el 18 de febrero de 2021 de: https://cimacnoticias.com.mx/2021/02/17/rechazan-candidatura-a-diputacion-en-puebla-por-presunto-abuso-sexual

De la violencia en el aula a la agresión cibernética

DGCS UNAM | Desinformémonos.

Sábado 30 de enero de 2021

Foto: Marco Aurelio Heras

La violencia en la escuela comienza como una broma inocente, un hecho que puede causar un momento de risa entre compañeros; poner un sobrenombre, mofarse de la apariencia física, agredir corporal y verbalmente se volvieron prácticas constantes en los salones de clase.

Aunque podría pensarse que esos actos quedaron atrás porque ahora la enseñanza se imparte a distancia, lo cierto es que prevalecen a través de los medios digitales, donde el ciberacoso adquirió mayor importancia.

De acuerdo con datos arrojados en 2019 por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en materia de bullying en educación básica nuestro país ocupa el primer lugar a nivel internacional, es decir, más de 18 millones de estudiantes de primaria y secundaria sufrieron violencia escolar.

“El acoso escolar o bullying es un comportamiento deliberado y repetido en el tiempo para dañar a otra persona y ocurre en un contexto interpersonal, involucrando un desequilibrio de fuerza o poder. Se puede iniciar como un incidente en el aula o espacio escolar y la víctima comienza a ser objeto de burlas, apodos, exclusión social y frecuentemente de violencia física”, afirma Milagros Figueroa Campos, académica de la Facultad de Psicología (FP) de la UNAM.

En otros casos, agrega, el agresor puede seleccionar a su víctima por ciertas características. El acoso escolar se presenta con mayor incidencia entre preadolescentes y adolescentes, es decir, entre los 11 y 15 años de edad.

En ocasión del Día Escolar de la No Violencia y la Paz, que se celebra el 30 de enero, señala: como consecuencia de este fenómeno las víctimas podrían empezar a desarrollar reacciones de tipo psicológico (ansiedad, insomnio, llanto, tristeza); psicosomáticas (dolores de cabeza o de estómago) y escolares (bajo rendimiento y ausentismo).

Existe también el ciberacoso, que es la violencia ejercida a través de medios electrónicos, se presenta desde hace tiempo pero se intensificó durante la pandemia por la COVID-19; es algo que nunca termina: en internet o en redes sociodigitales los jóvenes son intimidados, se publican sus fotografías que incluso ignoraban que se las habían tomado, o escriben mensajes denigrantes, situación que los obliga a cambiar el número de su celular o cuentas en las plataformas virtuales.

“Lo que se ha encontrado en el ciberacoso es que existen muchas humillaciones, violencia de tipo sexual derivada del género, burlas hacia el aspecto físico, la gente se reúne para generar chismes de otras personas a través de las redes sociodigitales, y genera información falsa sobre otra persona; comienzan a atacarla en cuanto a su prestigio y todo esto va haciendo que las víctimas tengan realmente episodios de estrés agudo, de mucha ansiedad y falta de sueño”, argumenta.

Figueroa Campos explica que un rasgo del perfil de un agresor es que no se identifica así mismo como tal, a pesar de que los demás lo ubican así; para él su conducta es normal, porque es “una broma” o “así se lleva” con ciertas personas. Son individuos que crecen generalmente en ambientes donde la violencia se vive como algo “normal”, por lo que son impulsivos, impacientes y aprendieron a ganarse algo peleando o demostrando superioridad.

También se encontró que algunos agresores pueden detectar a sus posibles víctimas: individuos tímidos, aislados socialmente, sumisos, o bien, con alguna “diferencia” que puede ser étnica, discapacidad física, escolar, entre otras características.

La no violencia

“La convivencia, siempre a través del tiempo, ha implicado violencia, una que algunos suelen calificar como necesaria cuando se lucha por los derechos humanos, una ideología de emancipación o por salvar a un ser humano. Es importante reconocer que la violencia siempre tiene el mismo significado, aunque sus expresiones son distintas”, asegura Nelia Tello Peón, académica de la Escuela Nacional de Trabajo Social (ENTS) de la UNAM.

Para referirse al concepto de “violencia”, cita a la filósofa universitaria Juliana González quien asegura que es como una fuerza que impone, que destruye, que arrasa a lo humano y a la posibilidad de ser. La especialista explica que en trabajo social estudian la violencia a partir de un enfoque relacional, es decir, una relación de dominio y sumisión.

“El Día Escolar de la No Violencia y la Paz es un momento de reflexión, en el que se reconoce que todavía tenemos mucho que trabajar por una convivencia solidaria, porque en muchos actos de nuestra vida diaria se presenta la violencia. Desgraciadamente somos considerados como un país donde hay mucha violencia y al inicio nos ofendía, pero ahora nos duele, porque quizá ésta ya se haya naturalizado”, puntualiza.

Para evitar asumir este fenómeno como algo “natural”, menciona que es necesario entender que somos responsables y se deben cambiar los comportamientos que la involucran, porque de otra manera la sociedad seguirá desigual, con las mismas jerarquías donde el dominio está institucionalizado.

“Las personas somos vulnerables, pero a veces nos vulneramos más los unos a los otros y la violencia se da más hacia el débil. Por tanto, aquí es cuando aprendemos a relacionarnos de una manera violenta”, revela Tello Peón. Y agrega: esto en un salón de clases se ve reflejado en acciones pequeñas que van escalando y se vuelven más grandes hasta hacerlas colectivas.

“En el momento que comenzamos a dar clase de manera virtual surgió una nueva problemática, porque esta modalidad implica una organización social distinta que también tenemos que aprender a manejarla. Al hablar de violencia escolar generalmente se habla de agresión entre estudiantes y poco de la relación de maestro-alumno, en la que también se llega a dar maltrato por ambas partes”, asevera.

En ese sentido, la también coordinadora del Seminario Universitario Interinstitucional sobre la Violencia Escolar (SUIVE) de la UNAM estima que con esta nueva modalidad de aprendizaje se deben realizar más estudios, a fin de analizar la socialización, en la cual se podrían intentar nuevas formas relacionales con espacios abiertos que ayuden a mejorar la convivencia y los estudiantes puedan reconocer al otro.

Acciones contra la violencia

Al continuar, Milagros Figueroa Campos destaca que para evitar el acoso escolar es importante que los padres de familia estén cercanos a sus hijos. En estos momentos de pandemia existe esta posibilidad y, sobre todo, de buscar oportunidades para comunicarse y relacionarse entre los miembros de la familia.

“Hablar de una comunicación entre padres e hijos no se trata de interrogarlos, sino de una charla cotidiana y amena en la que los adultos escuchen a sus hijos sobre lo que sienten, sus intereses, motivos, dudas, preocupaciones y lo que piensan. Es fundamental abrir espacios de comunicación en casa y en la parte escolar también, de tal manera que se dé una mejor convivencia entre niños, jóvenes y adultos”, sostiene.

Para la especialista, hoy en día los padres y profesores deben tener más cuidado en los contenidos que ven los estudiantes a través de las computadoras, teléfonos celulares o tabletas, a fin de evitar que se pongan en riesgo.

A su vez, Nelia Tello Peón refiere que hay avances en materia de violencia al reconocerla cuando hay destrucción o sangre y en otro tipo de expresiones cotidianas, como el acoso físico o cibernético escolar. Sin embargo, donde aún falta progresar es en ir más allá del discurso, en los hechos.

“Para lograr una socialización certera basta con dialogar y comprender, que no señalemos, sino que seamos capaces de analizar y quedarnos con lo que nos funcione para relacionarnos con los demás. Creo que la relación alumno-profesor es un reto grande, pero puede ser positivo si usamos el aprendizaje para humanizarnos”, subraya.

Es momento, dice, que la violencia en general se entienda como tal y en vez de contar el número de agresiones que ocurren diariamente en México, accionar para romper con esa cadena desde la casa hasta la escuela.

La celebración

De acuerdo con el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), a partir de 1964 el Día Escolar de la Paz y la No violencia se celebra el 30 de enero de cada año, ya que se relaciona con el aniversario de la muerte de Mahatma Gandhi (India, 1869-1948), líder pacifista que defendió y promovió la no violencia y la resistencia pacífica frente a la injusticia.

Para este activista y político hindú, la paz era una postura para evitar conflictos y el único camino que debían recorrer los seres humanos a fin de evitar daño e injusticia en el mundo.

Esta celebración fue reconocida por el Ministerio de Educación y Ciencia de España mediante la Orden Ministerial del 29 de noviembre de 1976, pero fue establecida oficialmente por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) hasta 1993.

Publicado originalmente en DGCS UNAM

DGCS UNAM (2021). De la violencia en el aula a la agresión cibernética. Desinformémonos. Recuperado el 1 de febrero de 2021 de: https://desinformemonos.org/de-la-violencia-en-el-aula-a-la-agresion-cibernetica/

Incumplir norma contra estrés laboral ya amerita multas de más de 400 mil pesos

México ocupa el primer lugar a nivel mundial de población con estrés laboral; no acatar la norma contra este problema ya ameritará multas.

Comentarios-redes

Forbes Staff | Forbes

——— | Viernes 23 de Octubre del 2020 | 3:51 pm

EFE.- La ambiciosa Norma Oficial Mexicana (NOM-35) para que las empresas atiendan el estrés laboral cumple este viernes un año en vigor con nuevos retos por la pandemia y una nueva etapa en la que podría haber auditorías y multas de hasta 400,000 pesos.

“El mayor logro es que se esté haciendo, que exista la normativa a pesar de que a muchas organizaciones o profesionales de recursos humanos en un principio les pudiera parecer que es más burocracia”, dice a EFE Montserrat Ventosa, directora de Talento, Cultura y Experiencia en Tecmilenio.

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) publicó hace un año en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la norma de “Factores de riesgo psicosocial en el trabajo: Identificación, análisis y prevención” para ayudar a empresas y a trabajadores a evitar la violencia y el estrés.

Con 75% de su población económicamente activa con estrés laboral, México ocupa el primer lugar a nivel mundial, seguido por China con 73% y Estados Unidos con 59%, según un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Además, México es el país de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) con mayor tiempo de trabajo, con 2,148 horas por año.

Mientras la norma inicia una nueva etapa de implementación, a estos retos se suma el Covid-19, que ha dejado casi 88,000 muertos y más de 874,000 casos, además de posibles afectaciones mentales para uno de cada dos trabajadores, según la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“Este año todas las organizaciones tienen que asegurarse de que tienen una política y que identifican muy claramente a los trabajadores con riesgos mayores, con acontecimientos traumáticos y eso con el Covid ya lo estamos haciendo”, comenta Ventosa, psicóloga originaria de Barcelona.

Desconocimiento

Para las compañías el mayor desafío puede ser ignorar la importancia del estrés laboral mientras se preocupan por sus ingresos, indica en entrevista Salvador de Antuñano, director de Recursos Humanos del Grupo Adecco.

“Creo que es el desconocimiento, cuando son pequeñas y medianas empresas (pymes) me parece que no están tan informadas, que no necesariamente están tan enfocadas en estos temas y lo que es su prioridad en el momento es sacar su negocio porque tal vez van al día”, detalla.

Medir el problema crece cuando el 57% de las empresas habilitó el teletrabajo por la pandemia, según el Centro de Estudios para el Empleo Formal (CEEF).

“Cuando se habla de riesgos laborales físicos es muy fácil, pero el riesgo psicosocial es mucho más intangible y más ahora que la gente está en casa, entonces esa intangibilidad en ocasiones se confunde, erróneamente, con que no tiene impacto”, manifiesta Ventosa.

Consecuencias

Al entrar en una nueva etapa, la Secretaría del Trabajo podría aplicar multas de 250 a 5,000 Unidades de Medida y Actualización (UMA) por cada punto incumplido, lo que incluso superaría los 400,000 pesos.

“Te vas a encontrar con que, si te visita la autoridad, tendrás que presentar en una auditoría todas las evidencias, cómo lo hiciste, por qué lo hiciste así, la documentación, la política, la aplicación de los cuestionarios, el análisis y el impacto”, detalla De Antuñano.

Pero el especialista en recursos humanos pide entender esta norma más allá de la naturaleza punitiva.

“¿Cuál va a ser el valor agregado que da esta norma y cómo le vamos a hacer para no solo cumplir, sino exprimirla para nosotros y por ende para nuestra gente? Este concepto puede ser más enriquecedor y visionario que solamente decir ‘tengo que llenar los cuestionarios para cumplir’”, señala.

Tanto él como Ventosa coinciden en que la norma no es una solución definitiva a la precariedad laboral en México, pero sí un urgente cambio de cultura que “llegó para quedarse”.

“Una norma como esta da el paso para seguir haciendo cosas para la mejora de la gente en las organizaciones y más en un país como México, tomando en cuenta que la causa raíz de esta norma fue el número de personas incapacitadas por un estrés laboral”, concluye el directivo de Adecco en México. 

Forbes Staff (2020) Incumplir norma contra estrés laboral ya amerita multas de más de 400 mil pesos. Forbes. Recuperado el 23 de Octubre del 2020 en: https://www.forbes.com.mx/negocios-norma-estres-laboral-multas-400-mil-pesos/

BID: México, primer lugar en desigualdad salarial de AL

Subempleo y pobreza en Chiapas. Foto La Jornada / Archivo

Dora Villanueva  |  La Jornada

Ciudad de México | Viernes 25 Septiembre del 2020 | 07:45

Entre 2012 y 2018, periodo que comprendió el gobierno anterior, no cedió la desigualdad en México. Hubo una reducción en la pobreza, pero la distribución del ingreso no tuvo variación en esos seis años, exhibe un reporte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Al cierre de 2018, el 27.67 por ciento de la población en México era pobre, dado que tuvo un ingreso menor a 5.5 dólares al día; el dato fue 11.79 puntos menor a lo reportado en 2012, señala el documento La crisis de la desigualdad.

El BID considera el umbral de 5.5 dólares al día para ubicar a una persona en pobreza monetaria, es decir, que no puede adquirir los alimentos ni bienes y servicios de consumo habitual.

México se considera el sexto país más desigual de América Latina –detrás de Brasil, Colombia, Honduras, Panamá y Paraguay– y las políticas para combatir la desigualdad prácticamente no han movido el índice de Gini –medida para la distribución del ingreso– en los últimos 12 años. En el sexenio pasado de lleno se estancó, estableció el reporte.

La comparación se inserta en América Latina y el Caribe, una de las regiones más desiguales del mundo en materia de ingresos, de acuerdo con el BID. El 10 por ciento más rico de la población capta 22 veces más de la renta nacional que el 10 por ciento más pobre. Y el uno por ciento de los más ricos se lleva 21 por ciento de los ingresos de toda la economía, el doble de la media del mundo industrializado.

La pandemia de Covid-19 profundiza esta situación, asienta el organismo. Un mes después de iniciados los confinamientos, cerca de 65 por ciento de los hogares en el quintil inferior de la distribución de ingresos había sufrido al menos una pérdida de empleo entre los miembros de la familia. Mientras en el quintil superior la cuota fue de 22 por ciento, acotó.

A ello se suman las diferencias salariales entre hombres y mujeres, una brecha de 13 por ciento a favor de ellos; el mayor riesgo de ser pobre para la población afrodescendiente o indígena sólo por su fenotipo y una redistribucion basada en los impuestos que ha fracasado debido a la limitada capacidad de los gobiernos para controlar los altos niveles de evasión fiscal, exhibe el BID.

Se suma la violencia

El organismo no titubea en exponer que en toda la región los grupos de bajos ingresos sufren desproporcionadamente las consecuencias directas de los homicidios.

La reciente escalada de violencia en México refuerza la idea de que la actividad delictiva no está distribuida por igual entre los diferentes grupos de ingreso. Investigaciones académicas evidenciaron que en cinco años se quintuplicaron los homicidios en las localidades de menores ingresos. Además, en relación con los barrios ricos, las localidades más pobres experimentaron entre 100 y 400 homicidios más por cada 100 mil habitantes.

Los delitos violentos también exacerban desigualdades preexistentes, consigna el organismo. Por ejemplo, el aumento de la violencia en México hizo bajar los precios de la vivienda en los barrios pobres y se apreciaron en los municipios más seguros y ricos.

El impacto también está por el lado del mercado laboral, agrega el BID. Un estudio realizado en 2019 pone en evidencia las pérdidas de empleo en la industria de manufacturas mexicana, inducidas por la competencia con China, generaron un aumento en el tráfico de cocaína y la violencia. Vinculado a ello, México se ubica como el número uno en desigualdad salarial, tanto de América Latina, como de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Dora Villanueva (2020) BID: México, primer lugar en desigualdad salarial de AL. La Jornada. Recuperado el 25 de Septiembre del 2020 en: https://www.jornada.com.mx/ultimas/economia/2020/09/25/bid-mexico-primer-lugar-en-desigualdad-salarial-de-al-8268.html