La guerra anti-droga y metas extrajudiciales de Estados Unidos en México. (14/06/2015)

El Tratado de Libre Comercio (conocido en ingles como North American Free Trade Agreement, 'NAFTA') impuso un costo altísimo sobre la población mexicana al desplazar millones de mexicanos agrarios. El simple hecho de que por ley el gobierno no pudiera arbitrar la relación económica entre campesino y corporación motivo aún más agresión en zonas rurales. Los campos son territorio peligroso; quienes por habito ya eran gandayas convirtieron su comportamiento en vicio.


Aerial View of Maquilodara (circa 2011); Photo Credit: TBD


por; La Cartita

I. Introducción

Por lo general, los estadounidenses usan la guerra contra el narcotráfico como pretexto para respaldar de manera militar a gobiernos con baja popularidad. No es casualidad que el desarrollo de la iniciativa Mérida llego durante un periodo de incertidumbre para la administración de Felipe Calderón. Durante ese tiempo, el candidato opositor, Andres Manuel Lopez Obrador, comandaba bastante apoyo político por el hecho de que a Calderon se le atribuyo un fraude electoral. La consigna 'Voto por Voto' definió el primer año del mandato de Calderón.

La mayoría de la población mexicana también opinaba que la victoria del candidato Panista fue dictada por fraude electoral. Calderon era un presidente frustrado durante esta época. En los medios anglo-sajones se le acredita a Calderón como el primero en sugerir a la Casa Blanca el desarrollo de la iniciativa Mérida. Entonces, la guerra contra el narcotráfico le permitió invocar el ejército para respaldar sus mandatos porque su presidencia no podría ejercer influencia sobre el país de otra manera.

La iniciativa Mérida es un programa de apoyo militar orientado principalmente hacia México, pero el cual también incluye asesoramiento para países centro americanos y del caribe. Este programa, conocido como 'Plan México', consiste de cuatro componentes; Pilar I: Combatir al narcotrafico, el enfoque de este ensayo, tiene como meta destablecer el negocio del narcotrafico. Los estadounidenses han logrado esta meta, pero a un costo altísimo en términos de violencia sufrida por los mexicanos.

Pilar II: Reforma Jurídica muestra que las ambiciones de los estadounidenses no se restringen simplemente al dominio militar. El gobierno estadounidense busca influir sobre la modificación del sistema jurídico quizás para tener mas influencia sobre la administración del mercado mexicano, aunque el pretexto sea resguardar el estado de derecho.

Pilar III: Fronteras Modernas militariza aun más la frontera entre México y Estados Unidos y otorga responsabilidades amplias a los agentes estadounidenses en territorio mexicano.

Finalmente, Pilar IV: Reconstruir Comunidades es bastante ambigua y parece tener como meta espíar a organizaciones no gubernamentales. USAID, la misma agencia encargada de financiar golpistas derechistas en Cuba y Venezuela, provee fondos a organizaciones mexicanas y influye bastante sobre sus proyectos sociales en lugares como Chihuahua y Chiapas.

II. Combatir al narcotrafico: Pilar I

El hecho de que las intenciones de los estadounidenses es tener influencia militar se ve claramente en como se manejan los fondos del Plan Mérida. Entre los años 2008 a 2010 gastaron más de 590 millones de dolares en helicópteros, avionetas, y otro equipo, según para interceptar cargamentos de droga.

La dinámica es similar a lo que ocurrió durante Plan Colombia. En Colombia, la mayoría de las personas victimizadas fueron quienes se oponían a planes de privatización, guerrilleros y sus bases de apoyo.

Las guerillas de México no han cometido actos de terrorismo que afecten a civiles como la FARC o IRA. Aun así, considera quienes son las principales victimas del ejercito mexicano y operativos federales: estudiantes, maestros y activistas. Desde 1994, la EZLN es agredida por operativos militares entrenados en los Estados Unidos aunque no exista un razonamiento jurídico en contra de ellos.

II.B. Contexto historico y global de la guerra contra el narcotrafico

Históricamente, el narcotráfico ha sido un mecanismo económico que brinda apoyo a mercenarios 'anti-comunistas' favorecidos por estados unidos. Esto fue el caso en Nicaragua durante la década de los ochentas cuando se fundaron los 'Contras' con el tráfico de cocaína. La distribución fue manejada principalmente por migrantes cubanos anti-comunistas que también operaron en otras regiones de Sudamérica.

Los detalles sobre la guerra anti-droga señalan a que las intenciones de los estadounidenses no se centran sobre un solo individuo, como Felipe Calderón o Enrique Peña Nieto, ya que el gobierno estadounidense ha financiado programas similares en el pasado.

El gobierno estadounidense guía la implementación de sus programas a base de ciertos criterios. Los siguientes son quizás los más importantes: (1) el control político e económico que puedan lograr por me-dio de la implementación de cierta estrategia militar; (2) el impacto y manera en cual esta estrategia complementa ambiciones regionales, y, finalmente, (3) la minimización del riesgo diplomático. Este último detalle se refiere al hecho de que el gobierno estadounidense prefiere evitar enlaces directos con represión sistematizada.

II.C. La estrategia militar: motivos económicos

El Tratado de Libre Comercio (conocido en ingles como North American Free Trade Agreement, 'NAFTA') impuso un costo altísimo sobre la población mexicana al desplazar millones de mexicanos agrarios. El simple hecho de que por ley el gobierno no pudiera arbitrar la relación económica entre campesino y corporación motivo aún más agresión en zonas rurales. Los campos son territorio peligroso; quienes por habito ya eran gandayas convirtieron su comportamiento en vicio. Los estadounidenses entendieron estos factores y durante los primeros años de NAFTA resguardaron las fronteras con la famosa 'Operation: Gatekeeper'. Algo similar ocurre con Plan Mérida pero en escala masiva por las reformas economicas.

La manipulación de los mercados no se restringió simplemente al dominio económico. Soldados mexicanos ahora juegan el mismo papel que los oficiales de la patrulla fronteriza: restringen los movimientos de los mexicanos más afectados por el TLC. Estos elementos se aseguran que la economía mexicana, la población mexicana y el individuo mexicano no fácilmente pueden crecer y moverse entre fronteras artificiales por su propio beneficio.

Por ejemplo, cuando el gobierno de Zedillo inicio una ofensiva militar en el estado de Chiapas lo hizo con la intención de poder resguardar el avance del TLC. Incluso, el Ejercito Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) anuncio su existencia justamente para emprender una campaña en contra del TLC y su lucha resonó al nivel internacional. El gobierno mexicano no tuvo otra opción más que tratar de intimidar a los demás mexicanos a no acudir a las mismas tácticas de la EZLN.

Fue durante esta época que la situación de derechos humanos en México empezó a ganar notoriedad entre redes de activistas en los países occidentales. El interés de estas personas aún funciona como una barrera para los mexicanos que previene una guerra abierta en contra de ellos. Tómelo por seguro que existe una guerra clandestina de parte del estado en contra de los movimientos sociales de la población mexicana.

No es por gusto que el estado actúa por mecanismos menos eficientes (desapariciones, intimidación, espionaje, masacres relativamente pequeños en zonas rurales) de los que se usaron al sur, en Guatemala, El Salvador y Honduras (masacres a plena luz del día, bombardeos, asesinatos por uniformados, etc.).

Desde que se lanzó la guerra anti-droga en el año 2006 la 'dictadura perfecta' se convierte en simplemente 'dictadura'. El gobierno mexicano lleva a cabo una política de 'mano dura' para poder privatizar el patrimonio del país.

Con el entrenamiento y práctica que recibieron bajo el mandato de Calderón, ahora la administración presidencial agrede a estudiantes, maestros y activistas más que al propio narcotráfico. Las reformas educativas y económicas que tanto definen la presidencia de Enrique Peña Nieto ponen bajo la mira a sus principales opositores: estudiantes y maestros. Los sectores económicos que son independientes del sistema corporativo anglo-sajón también están bajo la mira de los militares. Esto se evidencia al considerar como el gobierno elimino las autodefensas de Michoacán (compuesto de empresarios agrarios) y agreden las policías comunitarias.

II.D. La estrategia militar: guerra anti-droga

El modelo de contra-insurgencia exportado a Colombia por los estadounidenses es contextualizado ahora por medio del plan Mérida en México. Los detalles son similares: Estados Unidos bajo el pretexto de interceptar cargamentos de droga lanza una ofensiva contra narcotraficantes, usa las fuerzas de seguridad para ejecutar planes de combate y los planes son desarrollados en Washington D.C. Como el diseño de la guerra origina en el Pentágono es obvio que la Oficina Oval tiene que ver con la provisión de armamentos y dinero.

La administración de George Bush fue quien elaboro la gran estrategia del Plan Mérida. La cámara de diputados y senado simplemente ratifico los detalles de este programa de asistencia militar. Una dinámica estatal-capitalista se emprendió al momento que Plan Mérida se implemento. Aparte de que hay gastos militares que se tienen que solventar para poder entrenar a los militares mexicanos, participan mercenarios de empresas privadas en el entrenamiento de todas las fuerzas militares de México. Empresas estadounidenses, como Northrop Grumman, y United Technologies Company, proveen el equipo y tecnología para poder casar a los mexicanos por las fronteras y en el interior del propio país.

El uso del helicóptero Black Hawk en Oaxaca durante las elecciónes del 7 de junio del 2015, comprueba que la intención principal de Plan Mérida es asegurar que el estado mexicano no sea sometido por algún movimiento popular. Esta fue el mismo patrón que uso para Plan Colombia. El gobierno estadounidense invocó una lucha anti-droga para poder entrar en contra de los guerrilleros de la FARC y los activistas sociales. Es útil recordar que la administración de Bill Clinton desarrollo el Plan Colombia de la misma manera que George Bush II negoció el Plan Mérida. Los detalles de estos planes solo se dieron a conocer para su ratificación. El hecho de que se llevaran a cabo nunca fue cuestionado por políticos estadounidenses; los planes fueron diseñados al gusto de presidentes.

Como previamente mencione, no es coincidencia que la patrulla fronteriza y los militares mexicanos operen en contra de la misma población que ambos están bajo la misma estrategia militar. Estas entidades reciben el mismo equipo, entrenamiento y nunca combaten al narcotráfico de manera explícita: ambas entidades solo regulan el movimiento de personas y droga.

III. Patrulla Fronteriza

Desafortunadamente, el historial de la Patrulla Fronteriza está marcado por racismo, corrupción y una fuerte ineptitud hacia que debería de ser su enfoque verdadero si es que tiene que existir. El titular de un artículo de El Universal nos dice mucho sobre el carácter verdadero de esta entidad:"Patrulla Fronteriza apoyó a 'El Chapo' (18/06/2014, El Universal)." Según el artículo, un testigo bajo la protección de la PGR detallo que trocas de la Patrulla Fronteriza resguardaban cargamentos de armas destinadas a México:

"Integrantes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos colaboraron con el cártel de Sinaloa en el tráfico de armas para dotar de capacidad de fuego a esta organización criminal en años recientes".

Estas armas llegaban a México y específicamente para el uso de sicarios durante sus 'levantones'. El testigo quien proveo la información fue asesinado en la Cuidad de México pero su testimonio fue integrado como evidencia para las acusaciones en contra de Joaquín Guzmán Loera, "El Chapo".

Jesús Zambada Vicente-Niebla, "El Vicentillo", también corroboro varios datos sobre lo que muchos han sospechado en el contexto mexicano: el gobierno estadounidense no pelea el narcotráfico totalmente, elige a operadores preferidos y arresta a los demás.

Durante su enjuiciamiento, Vicente-Niebla argumento que merecía inmunidad legal por su larga cooperación con el gobierno estadounidense. Al no recibir el estatus, Vicente Niebla divulgo detalles sobre la operación Rápido y Furioso. El Vicentillo dio a conocer que la verdadera intención fue de proveer armas directamente al Cartel de Sinaloa. El efecto que tuvieron estas armas es obvio: una ola de violencia generalizada que también le permitió al cartel de Sinaloa retomara su posición en la jerarquía del narcotráfico.

IV. Conclusión

Testimonios de ese tipo abundan. En México, el narcotráfico es el mar por el cual las acciones extrajudiciales de los estadounidenses navegan y toman como pez chico a toda la población mexicana en ambos lados de la frontera.